Ofensiva de grupos armados originó desplazamiento de familias en Maicao

En el departamento de La Guajira, la capital indígena del Caribe colombiano, han ocurrido alteraciones al orden público debido a acciones armadas por parte de grupos ilegales. Una muestra de ello fue el atentado perpetrado hace algunas semanas en contra del alcalde de Uribia Bonifacio Henríquez, quien por fortuna salió ileso.

Otro de los ataques armados que se perpetro fue esta vez en el municipio de Maicao, donde ocurrió una explosión en contra de José Luky Celedón, concejal de la Unión Patriótica que estaba acompañado por periodistas, camarógrafo y profesionales que adelantaban trabajos sociales en la zona rural. El ataque por fortuna no dejó ningún herido.

“Nos habíamos detenido en la parcela donde estábamos conversando, cuando sentimos un estruendo que nos asustó porque pensé que nos habían hecho daño. De repente sentimos el ruido del motor de una camioneta que partía a toda velocidad en el sector y que no logramos identificar”, indicó María Victoria Bermúdez, una de las periodistas que acompañaban al concejal de la UP cuando se perpetró el atentado.

Pues las acciones armadas provocadas por estructuras ilegales como Clan del Golfo, el ELN o las disidencias de las Farc tienen azotados a los habitantes de la zona fronteriza, un hecho que ha producido que varias familias salgan huyendo de la región. Así lo indicó el concejal de la Unión Patriótica José Luky Celedón.

“Esto ha causado un temor, recordemos que en la zona rural es muy poca la seguridad que hay y esto ha causado temor en algunos campesinos y se han desplazado hasta el momento cuatro familias de los beneficiarios del proyecto”, indicó el concejal de Maicao.

De acuerdo por el pronunciamiento del miembro de la Unión Patriótica, lo mejor es no volver a las viviendas en la vereda mientras se solucionan los asuntos de orden público: “De la Policía recomendación de que no volvamos al terreno, de que nos cuidemos y de tener en cuenta la cuartilla de protección, así como acompañamiento del cuadrante, la alcaldía nos dejó un mensaje de solidaridad”.

El tema de seguridad en el país es complejo, no solo en la costa Atlántica, sino regiones de Cauca, Antioquia y Valle. La criminalidad y las rentas ilícitas han ocasionado que estas estructuras organizadas tengan control de varios territorios. El panorama lo describió el analista político y senador de la Alianza Verde Ariel Ávila como una ‘perfecta tormenta’.

“Lo que pasa es que tenemos una implosión de organizaciones criminales, en los últimos meses han caído varios mandos de las disidencias, del Clan del Golfo, etc, y eso está llevando a unas guerras internas entre ellos y unas proliferaciones de estructuras criminales. En su momento a esto se le puso el efecto ‘cucaracha’. De una gran estructura salen 10 o 15 y por eso es lo que estamos viendo, que Colombia hoy está en el segundo puesto de países con mayor número de crimen organizado, solo nos gana la República Democrática del Congo”. Con Infobae

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *