miércoles, mayo 22, 2024
Actualidad

Destapan en China una red de famosos ‘influencers’ que fingían ser pobres

La Policía de la provincia de Sichuan, al suroeste de China, ha desmantelado una red de ‘influencers’ compuesta por ocho personas que se hacían pasar por representantes de minorías étnicas en situación de vulnerabilidad para causar lástima y vender productos a sus seguidores, recoge South China Morning Post.

El fraude se descubrió después de que internautas expresaran sus dudas sobre la historia de una ‘influencer’ conocida como ‘Liangshan Mengyang’, quien llegó a acumular casi cuatro millones de seguidores fingiendo que vivía en una región empobrecida en las montañas Liangshan de Sichuan, donde decía que había criado ella misma a sus hermanos tras quedarse huérfanos.

Según el medio, la joven, de 21 años, vendía «productos orgánicos de las montañas» para ganar dinero y publicaba videos de sí misma en condiciones de pobreza, con ropa harapienta y en una casa en ruinas, proyectando «una narrativa de tragedia mientras afrontaba la vida con una sonrisa».

Las transmisiones en directo de la ‘influencer’ aprovecharon el creciente interés de los internautas por ayudar a los agricultores locales. Sin embargo, una vez ‘Liangshan’ empezó a ganar fama, empezaron a saltar las sospechas sobre la veracidad de su historia, pues sus seguidores notaron que las direcciones del remitente de sus pedidos no se correspondían con las de Liangshan.

Los usuarios rápidamente descubrieron que los padres de ‘Liangshan’ seguían vivos y que su estilo de vida no era para nada como lo retrataba en las redes sociales, pues frecuentaba locales de lujo y vestía ropa de diseñador.

‘Liangshan’ no era la única

Una investigación por parte de la Oficina de Seguridad Pública del condado de Zhajojue, logró descubrir un vasto fraude organizado por la agencia de redes multicanal llamada Changdou Aowei Cultura Media, quien se encargaba de crear los personajes, redactar guiones, contratar y fomentar las celebridades de internet y crear los contenidos.

Un tribunal ha condenado a las ocho personas a penas de entre 9 y 14 meses en la cárcel, con multas de entre 20.000 (2.800 dólares) y 100.000 yuanes (13.800 dólares). ‘Liangshan’ cuyo apellido real es Axi, fue condenada a 11 meses de prisión.

Las autoridades también descubrieron que los productos orgánicos que vendía procedían, en realidad, de mercados mayoristas de la capital de Sichuan. La estafa llegó a generar ingresos superiores a los 30 millones de yuanes (poco más de 4 millones de dólares) con beneficios de 10 millones (1,4 millones de dólares). Con RT

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *