viernes, junio 21, 2024
Actualidad

Lluvias dan alivio a la sequía en Uruguay y mejoran la calidad del agua

La crisis hídrica provocada por la sequía en Uruguay tuvo un respiro, ya que las últimas lluvias permitieron que aumentara por décimo día consecutivo el nivel de reservas del embalse de Paso Severino, del que se extrae el agua potable para la capital, Montevideo, y sus alrededores.

Según un informe oficial elaborado por Obras Sanitarias del Estado (OSE) y por el Ministerio de Salud Pública, del domingo 16 de julio, las reservas se ubicaron en 6,5 millones de metros cúbicos, lo que representa un aumento respecto del sábado, cuando apenas superaban los 5 millones.
Imagen ilustrativa

Pese a que el nivel lleva diez días seguidos de mejora, el embalse se encuentra al 9,3 % de su capacidad.

Respecto de la calidad del agua, el informe detalla que los valores de cloruros y sodio comenzaron a normalizarse y a recuperar sus niveles históricos, alcanzando las cifras más bajas desde que el Gobierno declaró la emergencia hídrica, el 19 de junio.

En el eje central de Montevideo, el promedio diario de cloruros se ubicó en 85 miligramos por litro (mg/l), en el este de la capital fue de 77 mg/l y en el oeste de 77 mg/l. El máximo permitido es de 720 mg/l.

Mientras que en cuanto al sodio, la medición en las mismas zonas arrojó un total de 84 mg/l, 80 mg/l y 80 mg/l respectivamente, muy por debajo del valor máximo para el consumo, que es de 440 mg/l.

La calidad del agua se habría visto afectada debido a que, por la escasez, la OSE comenzó a agregar desde principios de año agua salobre del Río de la Plata.

Críticas de la ONU

La situación del agua en Uruguay generó una advertencia de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), que señaló que la recomendación del Gobierno de Luis Lacalle Pou de beber agua embotellada supone «un riesgo de privatización de facto del agua para el consumo humano».

Además, cuestionó que se haya recomendado «reducir el consumo de agua en los hogares», pero no a «los consumidores a gran escala, incluidas las industrias que utilizan agua para su producción».

En respuesta, el Gobierno emitió un comunicado para aclarar las «inexactitudes» del informe de la ONU, en el que aseguró que «nunca» recomendaron «reducir el consumo humano de agua, sino su disminución en actividades no esenciales con el propósito de asegurar una mejor calidad de agua por un tiempo más prolongado». Con RT

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *