OMS reafirma que la humanidad tendrá que seguir lidiando con el Covid-19

La Organización Mundial de la Salud, OMS, advirtió nuevamente que el Covid-19 «está aquí para quedarse y todos los países tendrán que aprender a lidiar con él, así como con otras enfermedades respiratorias».

No obstante, el director de la agencia, Tedros Adhanom Ghebreyesus, señaló que espera que el Covid-19 deje de ser una emergencia de salud pública en 2023, ya que ha dejado atrás su fase más peligrosa.

Cuando se acerca el tercer aniversario de la aparición del coronavirus, la OMS indicó que el Covid-19 está para quedarse, pero deberá gestionarse junto a otras enfermedades respiratorias.

El director de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, informó que la cifra de muertes semanales por Covid-19 era en torno a una quinta parte de la de un año antes.

«La semana pasada, menos de 10.000 personas murieron (a causa del COVID). Aún son 10.000 muertes de más y los países aún pueden hacer mucho para salvar vidas», dijo en rueda de prensa. «Pero hemos recorrido un largo camino. Tenemos la esperanza de que en algún momento del año que viene seamos capaces de decir que el Covid-19 ya no es una emergencia de salud global», agregó.

El comité de emergencia de la OMS, que asesora a Tedros en sus declaraciones de emergencias de salud pública de interés internacional (PHEIC, por sus siglas en inglés), comenzará a discutir cómo será el final de la fase de emergencia cuando se reúna en enero.

Maria Van Kerkhove, que lidera la parte técnica de la gestión del Covid-19 en la OMS, explicó que el comité analizará la epidemiología, las variantes y el impacto del virus. Aunque todavía se esperan olas de contagios, la pandemia «no es lo que era al principio» y las infecciones ya no generan tantas hospitalizaciones ni muertes, indicó.

«Estas muertes ocurren en su mayoría entre personas que no están vacunadas» o no han recibido la pauta completa de inmunización, argumentó Van Kerkhove. Si bien se han administrado 13.000 millones de vacunas en el mundo, alrededor del 30% de la población todavía no ha recibido una sola dosis, añadió.

Casi 650 millones de contagios confirmados y más de 6,6 millones de muertes han sido reportadas a la OMS, aunque la agencia de Naciones Unidas reconoce que la cifra real es mucho más elevada.

Para Tedros, ahora que el mundo vislumbra el final de la emergencia sanitaria, es necesario entender cómo empezó la pandemia, que hundió la economía global y ha dejado a millones con síntomas persistentes.

Los primeros casos se detectaron en diciembre de 2019 en la ciudad china de Wuhan. «Continuamos pidiendo a China que comparta los datos y lleve a cabo los estudios que hemos solicitado para entender mejor los orígenes de este virus», sostuvo. «Todas las hipótesis siguen sobre la mesa», añadió, incluida la teoría de que el virus escapó de un laboratorio de virología en Wuhan.

Tedros explicó también que «este virus no marchará» y recordó que «está aquí para quedarse y todos los países tendrán que aprender a lidiar con él, así como con otras enfermedades respiratorias».

Mientras tanto, los casos confirmados de Covid-19 en los países más afectados del mundo, suman ya 650 millones 792 mil 097, según el recuento del Centro de Ciencia e Ingeniería de Sistemas de la Universidad Johns Hopkins. Con RSF

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *