25 de julio , 2024
Nacional

Juan Fernando Cristo afirma que Asamblea Constituyente no implica nueva Constitución

El nuevo ministro del Interior, Juan Fernando Cristo, aclaró que la propuesta de una Asamblea Nacional Constituyente no implica la redacción de una nueva Constitución, sino que es un mecanismo para gestionar las reformas necesarias del gobierno actual. En entrevista con Blu Radio, Cristo detalló los objetivos y el procedimiento de su propuesta, subrayando que no se trata de reemplazar la Carta Magna actual.

Cristo, que reemplazó a Luis Fernando Velasco como jefe de la cartera del Interior por decisión del presidente Gustavo Petro, reconoció la necesidad de tomar decisiones valientes y dejar de lado las posiciones cómodas en la política. “Es importante el diálogo y la búsqueda de consenso para impulsar el llamado acuerdo nacional y la implementación del acuerdo de paz con las Farc”, afirmó.

“Una Asamblea Nacional Constituyente no implica una nueva Constitución”, enfatizó Cristo, y agregó que la estructura del Estado necesita mejoras, aunque la carta de derechos de la Constitución del 91 es impecable.

Cristo también señaló que se debe alcanzar un consenso para decidir el mecanismo adecuado para llevar a cabo los proyectos de ley, ya sea a través de una Asamblea Constituyente, un acto legislativo o un referendo constitucional. “Hace 15 años”, recordó, “con Rafael Pardo como jefe del Partido Liberal y la bancada liberal, presentamos un proyecto de ley para convocar una Asamblea Nacional Constituyente solo para pasar del presidencialismo a un sistema parlamentario en Colombia”.

En cuanto a la descentralización, Cristo reconoció que Colombia aún tiene un largo camino por recorrer. Además, resaltó la importancia de reformar la Constitución para fortalecer la autonomía territorial y destacó tres áreas clave que requieren ajustes constitucionales: el sistema político, la reforma estructural a la justicia y el ordenamiento territorial.

Cristo insistió en que su propuesta de Asamblea Nacional Constituyente sería tratada de acuerdo con los artículos 374, 375 y 376 de la Constitución. “Necesitamos un acuerdo nacional para tramitar, de acuerdo con la Constitución, unas reformas que necesita el país”, repitió el ministro, destacando que las reformas propuestas no buscan reemplazar la actual Constitución, sino ajustarla y modernizarla en función de las necesidades actuales.

El presidente Gustavo Petro puso sobre la mesa la posibilidad de convocar una Asamblea Nacional Constituyente. Organismo que se encarga de reformar la Constitución Política del país. La propuesta surgió en un contexto de dificultades para avanzar en las reformas sociales y económicas a través del Congreso.

Para Petro, la convocación de una Asamblea Constituyente es una respuesta a los obstáculos institucionales que enfrenta su gobierno. En relación a esto, dijo: “Colombia no tiene que arrodillarse, el triunfo de 2022 se respeta y la Asamblea debe transformar las instituciones”. Entre los objetivos principales de esta asamblea, Petro ha señalado la garantía inmediata de derechos universales como la educación, la salud y las pensiones. Además, propone un nuevo ordenamiento territorial y un desarrollo económico y social para los territorios históricamente excluidos.

Entre los temas a abordar en la constituyente propuesta por Petro se incluyen la reforma agraria, la adaptación a la crisis climática, la reforma a la justicia y una reforma política integral. Además, plantea un pacto por una economía productiva y la búsqueda de la verdad judicial y el perdón social, buscando una paz definitiva. “La Asamblea debe transformar las instituciones”, reiteró el presidente.

Este planteamiento ha generado un debate intenso en Colombia. Mientras que algunos sectores apoyan la idea, argumentando que es una vía necesaria para realizar cambios estructurales, otros se muestran escépticos. No tiene respaldo suficiente en el Congreso ni en la Corte Constitucional, señalan algunos críticos. Este escenario plantea un desafío importante para el Gobierno de Petro, que deberá buscar consensos y enfrentar la presión política para avanzar en esta dirección.

Gustavo Petro ha mantenido su postura firme respecto a la necesidad de una transformación institucional profunda en Colombia. Argumenta que las actuales instituciones no permiten avanzar en las reformas necesarias y que una Asamblea Nacional Constituyente es la herramienta adecuada para lograr estos cambios. Entre los aspectos destacados de su propuesta están la garantía al derecho universal a la educación, salud y pensiones, y un enfoque en el desarrollo integral de los territorios excluidos. Con Infobae

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *