21 de julio , 2024
Internacional

Arranca la cumbre de la Organización de Cooperación de Shanghái

En Astaná, la capital de Kazajistán, ha comenzado la cumbre de dos días de la Organización de Cooperación de Shanghái (OCS), a la que asisten la mayoría de los dirigentes de sus Estados miembros, entre ellos el presidente ruso, Vladímir Putin.

El anfitrión de la cumbre es Kasym Zhomart Tokáev, presidente de Kazajstán, país que preside actualmente la OCS, integrada también por Kirguistán, Rusia, Tayikistán, China, Uzbekistán, India, Irán y Pakistán.

Putin ya ha llegado a Astaná y tiene programadas al menos siete reuniones bilaterales con homólogos extranjeros, entre ellos el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan; el mandatario chino Xi Jinping; el líder de Azerbaiyán, Ilham Aliyev; el dirigente de Mongolia, Ukhnaagiin Khurelsukh; el primer ministro de Pakistán, Shehbaz Sharif; el presidente de Kazajistán, Kasim-Yomart Tokáyev; y el presidente interino de Irán, Mohammad Mokhber. El programa principal de la cumbre de la OCS está previsto para el 4 de julio, y la jornada de hoy está dedicada a las conversaciones bilaterales entre los jefes de Estado.

Se espera que el principal resultado práctico de la reunión sea la admisión de Bielorrusia en la organización. Además, la cumbre pedirá a la comunidad mundial que adopte un «nuevo paradigma de seguridad».

Cabe señalar que el secretario general de la ONU, António Guterres, y los líderes de varios países socios (entre ellos, por ejemplo, el presidente turco Recep Tayyip Erdogan) han sido invitados a la cumbre.

Anteriormente, Alexánder Lukashenko, cuyo país aún tiene estatus de observador, elogió a la OCS por el hecho de que sus miembros mantengan «una conversación en igualdad de condiciones» y señaló que «todos los que están cansados de la hegemonía estadounidense miran a esta estructura con respeto».

La OCS se creó el 15 de junio de 2001 en Shanghái en una reunión de los jefes de Estado de China, Kazajistán, Kirguistán, Rusia, Tayikistán y Uzbekistán. India y Pakistán se convirtieron en miembros de pleno derecho de la organización en 2017 e Irán en 2023. Aunque no es un bloque militar, la organización tiene como principal objetivo el fortalecimiento de la seguridad en la región. Con RT

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *