jueves, abril 18, 2024
Judicial

Fiscalía dijo que alias Satanás seguiría extorsionando desde la Tramacúa

En la tarde del jueves 21 de marzo se llevó a cabo la audiencia de control posterior en contra de Juan Manuel Vera Sulvarán, alias Satanás, líder del grupo delincuencial que lleva ese mismo nombre y que se dedica a la comisión de asesinatos selectivos y extorsiones en Bogotá.

La audiencia contra el cabecilla criminal fue presidida por el juez 37 Penal Municipal de control de garantías de Bogotá, luego de que le encontraran en su celda dentro de la cárcel la Tramacúa de Valledupar un celular y dos tarjetas sim, con las cuales seguiría cometiendo actos extorsivos a sus víctimas en la capital colombiana.

El juez decidió realizar la audiencia sin la presencia del criminal, puesto que lo requirieron para que se presentara de marera virtual, pero se negó, desafió y amenazó a cuatro guardias del Inpec que intentaron hacerlo entrar en razón.

En medio de la audiencia, la fiscal 423 delegada ante el Gaula en Bogotá reveló un audio de una de las extorsiones que comete el criminal, aun estando bajo estrictas medidas de seguridad en el centro penitenciario de Valledupar.

“Para nadie es un secreto a que nos dedicamos nosotros Ya ustedes han visto cómo actuamos en los hechos y necesito que nos apoyen con 20 millones de pesos, sabemos que tienen la manera cómo apoyarnos, comunícate; atentamente Satanás”, se oye en el audio presentado por la Fiscalía.

Durante la audiencia se abordaron temas como el envío de un panfleto amenazante contra funcionarios del Inpec para que trasladaran a Satanás, así como el uso de granadas y demás métodos de intimidación ordenados por el criminal para intimidar a los comerciantes de Bogotá.

Las autoridades indicaron que se abrió otra investigación disciplinaria contra los guardianes encargados de la seguridad del criminal venezolano para conocer quiénes fueron los responsables del ingreso de esos equipos móviles.

Al parecer, el poder económico de Satanás habría corrompido a algunos funcionarios del Inpec, que le facilitaron los celulares para que siguiera extorsionando desde la cárcel; por lo que es esencial el testimonio de otro guardián, que entregó declaraciones que evidencian cómo procedieron sus compañeros corruptos.

Un duro golpe a la estructura de los Satanás

Las autoridades colombianas e internacionales colaboran para debilitar la estructura criminal de los Satanás, lo que facilitó la ubicación y captura de uno de sus cabecillas conocido con el alias de Maracucho, Pedrito o Gocho.

Se trata de John Uscátegui Rondón, de nacionalidad venezolana, que sería el segundo al mando de la estructura detrás de alias Satanás y se encargaba de liderar el ala de sicarios, a los que ordenaba matar familiares o trabajadores de quienes se negaban a pagar extorsiones en Bogotá.

El peligroso criminal fue capturado el 13 de marzo por las autoridades en Estados Unidos luego de que intentara ingresar de manera irregular a ese país, huyéndole a las autoridades colombianas.

“Ayer, HSI San Antonio, HSI Bogotá, socios federales, estatales y locales arrestaron a uno de los más buscados de la Policía Nacional de Colombia en New Braunfels por homicidio, tráfico de drogas y extorsión en Colombia”, informó la Policía de San Antonio (Texas).

Pedrito estaba bajo la mira de las autoridades estadounidenses por la sospecha de intentar implantar una célula criminal de los Satanás en ese país y se ordenó su captura debido al riesgo que representaba para la seguridad nacional de ese país.

“En cooperación con la Agencia especial HSI San Antonio del Departamento de Seguridad Nacional de EE. UU., capturamos a alias Pedrito, segundo cabecilla actual de la GDCO Satanás, responsable de extorsiones, homicidios, tráfico de estupefacientes y otros delitos”, indicó la Policía de Colombia. Con Infobae

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *