martes, abril 23, 2024
Judicial

A la cárcel feminicida de la cesarense Laury Yisel

Jonathan David Montes Arrieta, expareja de Laury Yisel Guzmán, la joven cesarense asesinada dentro de un apartamento en Bucaramanga el año pasado, fue enviado a la cárcel por el Juzgado Quinto Penal Municipal con Funciones de Garantías, por el delito de feminicidio agravado, cuyos cargos no aceptó.

Durante la audiencia, la Fiscalía reveló escalofriantes detalles del feminicidio de Laury Yisel Guzmán Becerra. Según la autopsia, la joven fue sometida a vejámenes, golpeada, amordazada y estrangulada. La causa de la muerte fue asfixia mecánica por estrangulamiento, según el dictamen de Medicina Legal.

El hombre al parecer la asesinó porque ella no quería continuar con la relación, ya que presuntamente era sometida por él a maltratos psicológicos y físicos.

Daniel Dulcey, abogado apoderado de la familia de la víctima, aseguró que el juez del caso consideró que el presunto feminicida es un peligro para la sociedad.

“Durante la audiencia la Fiscalía pudo demostrar que Jonathan y Laury tenían una relación sentimental, que Jonathan quería formalizar la relación. Se demostró que Laury entró a esa habitación en la que apareció sin vida en compañía de Jonathan quien 12 horas después salió con otra ropa y escapó”, dijo el abogado.

Se sospecha que el crimen pudo haber sido precedido por un abuso sexual y una brutal agresión física. Las motivaciones detrás del asesinato estarían relacionadas con los celos y la obsesión que este hombre tenía hacia la joven profesional en salud ocupacional y oriunda del municipio de La Jagua de Ibirico en el Cesar. El fiscal describió sus acciones como un acto de dominio y control, motivado por el deseo de evitar que Laury estuviera con otra persona.

Presuntamente la pareja poco antes había estado compartiendo con algunos amigos. “Uno de los asistentes esa noche relató que ella ya no quería bailar con Jonathan, ya no quería seguir con la relación, ella, al parecer, tenía una nueva relación. Él estaba enfurecido”, reveló el fiscal durante la audiencia.

Jonathan David Montes Arrieta, fue capturado en Sincelejo, Sucre, en donde se ocultaba de las autoridades con una apariencia física diferente y el cabello largo, con la que no pudo seguir ocultándose de la policía. Este hombre podría estar pagando una condena de 50 años de prisión.

Como se recordará la joven había sido reportada como desaparecida por su familiares, quienes al notar que nos e comunicaba con ellos buscaron la manera de hacer contacto con amigos y familiares de su pareja. Igualmente, sus compañeros de trabajo extrañaban la ausencia de Laury en el almacén donde laborada propiedad del imputado.

De inmediato dieron parte a las autoridades, y el cuerpo de la joven fue localizado sin vida dentro del apartamento donde residía con su pareja en Bucaramanga.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *