sábado, marzo 2, 2024
Nacional

El ELN condiciona el fin de los secuestros a la obtención de fuentes alternas de financiamiento

‘Antonio García’, primer comandante del Ejército de Liberación Nacional (ELN) de Colombia, expresó en carta pública los alcances que tienen para el grupo insurgente los acuerdos firmados en el recién concluido quinto ciclo de conversaciones con el Gobierno del presidente Gustavo Petro, incluyendo el fin de las retenciones con fines económicos.

Así, aunque en el documento suscrito por las partes se anuncia «la suspensión de las retenciones con fines económicos (…) en el marco de la prolongación del cese al fuego prevista para finales de enero del año entrante», para García, el fin de la práctica solo podría tener lugar si se prorrogara el cese al fuego bilateral y temporal, porque «no está firmado ningún cese definitivo», según se lee en un documento que divulgó la víspera en su cuenta de X.

Empero, en criterio del comandante guerrillero, el cese al fuego temporal «no viene funcionando bien» e impera hacer ajustes en el marco de la revisión acordada pasados seis meses del pacto, para que pueda concretarse una eventual extensión del plazo que vencerá el próximo 30 de enero.

«Pese a nuestra buena voluntad para cumplir este cese, siguen las masacres y asesinatos de dirigentes sociales, así como la persecución contra ellos. Y el Estado y sus Fuerzas Armadas, tranquilos, que no es con ellos», señaló.

Final condicionado

Además de aludir a las eventuales dificultades asociadas al cese al fuego bilateral, García compartió sus interpretaciones sobre los acuerdos relativos al financiamiento del ELN, mientras se concreta su incorporación a la vida política colombiana.

En las conversaciones se convino en «la creación de condiciones económicas y financieras para la materialización del Acuerdo de México», para lo cual «se conformará un equipo integrado por delegados y asesores de las partes», así como por representantes de las Naciones Unidas, el Reino de Noruega y los países acompañantes, en interés de proponer «las fuentes, vías y actividades ligadas a la financiación del proceso de paz».

De este modo, bajo el punto de vista de la organización armada, «es de sentido común» colegir que para avanzar efectivamente hacia la paz, «la suspensión de retenciones con fines económicos» no puede producirse sin que existan alternativas para la «financiación» de la insurgencia, ello en el marco de una nueva prórroga para el cese al fuego bilateral.

«Hemos de repetir que aún no existe ningún acuerdo sustancial sobre la paz por cuanto el proceso de participación de la sociedad que construirá una agenda de cambios para el país, aún está en su fase inicial. Por ahora, lo acordado es una agenda de discusión y apenas se está diseñando cómo será la participación de la sociedad», recalcó García, en referencia a los pasos que aún deben producirse para cristalizar la desmovilización del ELN. Con RT

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *