13 de julio , 2024
Destacado

La esposa e hijos de Kaleb Villalobos son su ancla, motor y faro

Emprender una campaña política trae consigo retos como ‘robarle’ horas a la familia, perderse de momentos significativos y estar ausente durante días. El aspirante a la Gobernación del Cesar por el partido Alianza Social Independiente, ASI, Kaleb Villalobos Brochel, es consciente de ello; por eso procura que los pocos momentos que está en compañía de su esposa e hijos sean de calidad.

Ketty Kook y Kaleb Villalobos unieron sus vidas en octubre de 2008.

Para él su familia son su ancla, motor y faro porque gracias a esta se asegura de las vicisitudes que pueda tener, lo impulsa a seguir adelante su proyecto de mejorar el bienestar de los cesarenses y lo guía en los días oscuros o grises que solemos tener los humanos.

Ketty Kook es la mujer que acompaña de la mano a Kaleb en este sueño de dirigir las riendas del departamento. Ella es pieza fundamental en su vida; es su asesora principal en las pequeñas y grandes decisiones que deba tomar. Con amor y sinceridad le dice verdades, expone sin tapujos su punto de vista, lo aconseja y entre los dos llegan a un consenso en todas las actividades diarias.

Son un equipo y una empresa donde cada pieza es fundamental. Siempre se colocan bajo la presencia y protección del Altísimo, en quien creen fielmente y le depositan toda su confianza; valor que han inculcado en sus hijos Caleb David y Josué.

Los pequeños son los angelitos de su casa; ellos con su inocencia, ternura y travesuras le reviven el alma de niño de Kaleb. Con ellos juega, ríe, aprende, enseña y ora…

Caleb David y Josué son el fruto del amor de esta familia que cree fielmente en el poder de la unidad, el amor y el servicio.

Villalobos Brochel asegura que quienes lo conocen saben que es un hombre de familia, entregado a su hogar, donde destina los momentos libres para disfrutarlos en casa. “Aunque me toca viajar mucho por la campaña, cuando regreso y veo las caritas de mis pequeños, así como la sonrisa de mi esposa esto representa mi mejor alegría, bálsamo e inspiración”, recalcó el candidato que se distingue por lucir prendas color amarillo.

Para él no hay lugar que le haga más feliz que el seno de su hogar. “Vivo muy agradecido con la esposa que me regaló: es mi ayuda idónea y la perla más preciosa. Mi familia me da la fuerza diaria para trabajar, luchar y seguir adelante. Siempre procuro cuidarme de los actos públicos y privados, por eso como líder de mi hogar sé que todas las acciones que haga van a afectar positiva o negativamente a lo que más amo que es mi familia”, expresó.

Ese mismo sentimiento lo comparte su esposa Ketty: “Kaleb es un caballero, noble, tierno, sabio, serio, amoroso y responsable. Es mi cómplice y mi complemento. Es un gran padre que procura dar el mejor ejemplo a sus hijos”.

Pese a las ocupaciones que tiene, la compañera de Kaleb asegura que cada vez que pueden se escapan solos como pareja. “Gracias a Dios hacemos planes juntos cuando se da la oportunidad, así sea para hablar un rato, escuchar música, tomarnos algo o simplemente mirarnos a los ojos”, dijo.

Esta es una familia creyente en Dios, que coloca todas las actividades bajo su voluntad, y que disfruta simples como comer juntos, jugar, escuchar música o hablar con calma.

Esta mujer, profesional en Ingeniería de Sistemas, procura ser comprensiva con las múltiples ocupaciones de su esposo, claro está disfrutando al máximo el tiempo cuando lo tiene para ella sola o con sus hijos: “Nos gusta estar con los niños y compartir los cuatro en la mesa. Cada vez que podemos desayunar, almorzar o cenar juntos lo hacemos con entusiasmo como el mejor momento del día”.

Como candidato lo percibe como la oportunidad del Cesar y no como la oportunidad de Kaleb. “Es la oportunidad que el Cesar quede en buenas manos, con un hombre que sabe dirigir y administrar un hogar; sabe dirigir una empresa, sabe dirigir una administración pública. Pienso que está capacitado para gobernar el departamento por ser doctor en Proyectos, tener una impecable hoja de vida y presentar las mejores propuestas en pro de los cesarenses”, acotó.

Ella es una enamorada de su esposo, lo admira y lo concibe como el mejor de los candidatos de la Gobernación del Cesar. Considera que si los ciudadanos le dan el aval para ser su Gobernador, ella tomará las banderas por las causas sociales. En este sentido expresó: “Soy su coequipera y aspiro liderar políticas en beneficio de las mujeres, niños, jóvenes, población en condición de discapacidad y en general a la población más necesitada”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *