jueves, mayo 30, 2024
Nacional

Desmontan valla que promocionaba el turismo sexual en Medellín

Valla

En la tarde del jueves 16 de febrero desmontaron en la capital antioqueña una controversial publicidad que estaba ubicada en la avenida de la Palmas, en el centro de esa ciudad con la que se estaría promocionando el turismo sexual.

De la actividad dio cuenta en su cuenta oficial de Twitter la secretaria de las Mujeres, Angélica Ortiz: “No somos “culos” a vender. Junto a la Policía y Espacio Público desmontamos una valla que fomentaba el turismo sexual y la cosificación de las mujeres (sic)”.

De esta forma se procedió a bajar la publicidad que estaba a la vista de los habitantes de esa ciudad del occidente del país.

“En Medellín tenemos todos los ojos puestos sobre (esa práctica). No vamos a aceptar que se sigan cosificando a las niñas y a las mujeres. Nosotras no somos objetos sexuales. Seamos claras, tenemos tolerancia cero con la trata de personas y con la explotación sexual de niños, niñas y adolescentes”, afirmó durante el operativo.

La publicidad vinculaba a un numeral en redes sociales con el que se dirigía a fotos de mujeres y hombres con un aparente contenido sexual, lo cual fue reprochado por la funcionaria.

“Este tipo de publicidad le abre las puertas al turismo sexual y desde la alcaldía de Medellín queremos un modelo de turismo responsable, ético y sostenible para la ciudad. Por eso en articulación con la Subsecretaría de Espacio Público y con la Policía Metropolitana, vamos a hacer el desmonte de esta valla”, afirmó.

Ortiz agregó que legalmente contaban con las facultades para retirar esa publicidad porque estaba atentando contra las mujeres y menores de edad.

“Estamos haciendo cumplir la Ley 140 de 1994 que regula la publicidad exterior visual y que prohíbe que esta, atente contra la integridad y los derechos humanos de las personas. Así estamos construyendo una ciudad segura para todas las mujeres y las niñas, donde todas podamos vivir una vida libre de violencias”, explicó.

Al parecer, la segunda ciudad del país se convirtió en un nuevo destino para este tipo de actividad, como ha occurrido históricamente con Cartagena. Precisamente, recientemente a Fundación Manifiesta, que trabaja por la equidad de niñas y mujeres, documentó como dos norteamericanos cobraban por fiestas en un exclusivo sector del Poblado, en el suroccidente de esa ciudad.
La secretaria de las Mujeres, Angélica Ortiz, en la capital antioqueña lideró el desmonte de la controversial publicidad que estaba en la avenida de las Palmas.

De acuerdo con una investigación que realizó la periodista Nathalia Guerrero se trataba de un negocio que establecieron dos norteamericanos que identificaron como Patrick Red y Casey Brown, y quienes a través de los perfiles de ‘Casey Redbeard’, ‘Casey Barbarroja’ o ‘Señor Bigotes’ organizaban cenas, fiestas y viajes para que foráneos conocieran mujeres en la capital antioqueña en medio de lo que señalan que es el descontrol del turismo con fines sexuales que padece esa ciudad.

“‘Gringo parties’, las llaman en sus videos e historias. La promesa es que, a cambio de sus dólares, los clientes van a poder conocer y ligar en estos eventos con muchas mujeres paisas ‘jóvenes’, ‘elegantes’ y ‘atractivas’ que no son ‘prostitutas, modelos webcam o de Onlyfans’, entre otras especificaciones”, aseguraron en el reportaje de Manifiesta. Con Infobae

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *