Estos son los alimentos que subirán de precio por cuenta de las fuertes lluvias

El primer mes de 2023 ha estado “pasado por agua” por cuenta de las fuertes lluvias que han tenido presencia en gran parte del territorio nacional, afectando no solo la movilidad (como es el caso de la vía Panamericana en el municipio de Rosas, Cauca), sino poniendo en emergencia varias zonas de Colombia e inundando cultivos.

Adicional al daño de los cultivos de alimentos en Colombia, el incremento de los combustibles y del gas entrarían afectar de forma importante el precio de varios productos de la Canasta Familiar.

De acuerdo con los comerciantes de Corbastos, la central de abastos de Bogotá, el incremento de los alimentos se vería principalmente en papa, arveja, cebolla, caña panelera, coco, tomate, maíz, y zanahoria.

Es importante resaltar que ya varios alimentos también han tenido una ‘trepada’ de precios por cuenta de la misma inflación.

De acuerdo con el último sondeo del IPC (Índice de Precio al Consumidor), varios productos de la Canasta Familiar que son utilizados frecuentemente en las preparaciones en los hogares colombianos han registrado incremento mayores al 100 por ciento.

Por ejemplo, la arracacha, ñame y otros tubérculos subieron 109,84%, la cebolla subió 106,81%, la yuca un 88,08%, el plátano tuvo una subida del 64,12%, mientras que el café y productos a base de ese grano subieron 52,69%. También las legumbres secas incrementaron 47,81%, el arroz tuvo un alza del 54,05%, la leche subió 36,65%, y la carne de res un 20,21%.

Sobre este aumento de los alimentos, el experto en Economía, Gregorio Gandini, señaló a Blu Radio que la causa del incremento de los alimentos se debe a que los “aumentos en costos de combustibles se transmiten en costos de transporte, que llegan a costos de empresas; y la otra parte es el efecto climático, las lluvias que se extendieron más allá de lo que se esperaba”.
Aumento de lluvias para el primer semestre de 2023

Según el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam), lo que se viene es poco alentador: el Fenómeno de la niña se extenderían durante el primer trimestre del año.

La entidad explicó en su último reporte que -de enero a marzo- habrá precipitaciones superiores al 20% y 30%, sobre todo en Arauca, Casanare, Meta y Vichada. Los excesos promedio oscilarían entre el 10% y 20%.

Además, el Ideam aseguró que enero es “uno de los meses que conforma la temporada de menos lluvias del año, en gran parte del país: sobre la región Andina, el oriente de la región Caribe y la Orinoquía”, pero en el Pacífico y el Amazonas sí habrá los incrementos mencionados.

La Unidad Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres (UNGRD) indicó que con corte al 17 de enero hay 66 municipios en alerta roja por inundaciones y 148 entre moderada y alta por deslizamientos. Javier Parra, director de la entidad, señaló que el Fenómeno de la Niña podría continuar por meses y hacer que la temporada de lluvias sea mucho más fuerte de lo habitual.

“Vamos a tener una situación compleja, vamos hasta junio. Nosotros hemos venido acompañando todos los municipios y departamentos, y en el marco del decreto 2113, donde se declaró la situación de desastre natural, hemos venido asignando una serie de recursos para estación estratégica en términos del servicio general de respuesta, la reactivación económica y todo el tema de la emergencia vial”, expresó el funcionario. Con Infobae

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *