Confirman el homicidio de tres personas en Barranquilla

Este fin de semana nuevamente tuvo un sangriento salado tras las masacres que se reportaron en Cumbal (Nariño), Caldono (Cauca), Cúcuta (Norte de Santander) y una cuarta que se confirmó en Barranquilla (Atlántico) que ocurrió durante la madrugada del domingo en el barrio Montes.

Según la información preliminar en el Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz), las víctimas se encontraban departiendo en un establecimiento del sector cuando fueron atacados con armas de fuego por sicarios que se movilizaban en una motocicleta.

Las víctimas fueron identificadas, de acuerdo a lo que estableció la ONG, como Jorge Eliécer Aguilar Quintero de 54 años, Carlos Julio Suárez Solano de 68 años y Ángel Mesías Alejandro de 33 años, quien falleció cuando le brindaban atención médica.

En el periódico regional El Heraldo informaron que Aguilar Quintero era un vendedor informal de chuzos que llevaba 15 años trabajando en esa zona del suroriente de la capital de Atlántico, frente al negocio de nocturno que se llama El Templo del Amor, mientras que la otra víctima, Mesías Alejandro, era un taxista que estaba comprándole al primero cuando abrieron fuego los asesinos.

“Todo estaba como siempre en la zona: el billar lleno, el templo (del Amor) lleno, la tienda llena…En ese momento pasaron los tipos (hombres) en la moto y le repartieron bala a todo el que estaba ahí. Corrimos a ver, porque yo estaba diagonal al negocio tomando con unos amigos, y vimos la escena. El vendedor de tintos quedó sentado en una silla plástica, lleno de sangre, y el otro señor quedó sobre el andén”, relató en el periódico caribeño un testigo del hecho.

En El Heraldo también hablaron con la hija de Aguilar Quintero, y confirmó que su padre se dedicaba a la venta informal en esa zona de entretenimiento nocturno.

“Mi papá tenía como costumbre salir a trabajar al caer la noche y regresaba a la casa entre 2:30 y 3:00 de la mañana. Cuando le dispararon iba a atravesar la vía, creo que a llevarle un chuzo a un taxista. Ahí donde pasó eso era su lugar fijo para vender, ahí y en Siglo XXI. Le vendía chuzo a los clientes que salen a esa hora de los bares”. afirmó.

Entre tanto en el periódico El País consultaron con la Policía de Barranquilla, donde señalaron que iniciaron las indagaciones correspondientes para esclarecer este triple homicidio.

“Se dispuso de un grupo de investigación en coordinación con la Fiscalía para el esclarecimiento de los hechos acaecidos la madrugada de este domingo en la carrera 26 con calle 39, en el que tres personas perdieron la vida al ser impactadas por proyectiles de arma de fuego”, citaron del comunicado de los uniformados.

En la misiva informaron que una de las hipótesis es que esta masacre esté relacionada con un ajuste de cuentas entre estructuras criminales que delinquen en esa ciudad del norte del país.

“Estos hechos tendrían relación con los ocurridos el 21 de agosto en el barrio Montes, en los que sujetos en moto dispararon contra un ciudadano, quitándole la vida. La víctima era hermano de Jorge Aguilar. Por este caso, uno de los presuntos delincuentes perdió la vida al enfrentarse con unidades policiales y otro resultó lesionado”, destacaron.

Los uniformados indicaron que el triple homicidio guardaría relación por la guerra al interior de la banda criminal de ‘Los Costeños’, cuyo jefe criminal es alias Castor, donde se estarían disputando la venta de estupefacientes ilegales. Con Infobae

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *