miércoles, mayo 29, 2024
Internacional

Turquía detiene a 3 altos jefes policiales por posible complot contra el Gobierno

Tres altos funcionarios policiales turcos fueron detenidos este martes en Ankara en el marco de la investigación contra Ayhan Bora Kaplan, acusado de dirigir una red de crimen organizado con presuntos nexos con el exministro del Interior Suleyman Soylu, informan medios locales.

Entre los implicados están el subjefe de Policía de Ankara, Murat Celik, y el jefe de la sección de lucha contra el crimen organizado de ese departamento, Kerem Oner. Todos fueron suspendidos de sus funciones y la Fiscalía General abrió una investigación administrativa en su contra. Hasta el momento, 61 personas están siendo juzgadas en ​​relación con las acciones de Kaplan, que incluyen corrupción, robos, secuestros y tortura.

Las detenciones se produjeron después de las declaraciones de Serdar Sertcelik, testigo secreto en el caso Kaplan y quien huyó al extranjero, que asegura que la Policía intentó presionarlo para que hiciera declaraciones falsas que involucraran a destacados miembros del gobernante Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP), como parte de un complot para desacreditar a la organización política. Además, Sertcelik afirmó que, con su colaboración, los equipos de lucha contra el crimen organizado estaban intentando dar un golpe de Estado.

En este contexto, a los cuatro funcionarios públicos se les investiga por conspiración para cometer un delito, intento de influir en un testigo, abuso de autoridad y favorecimiento al criminal, detalla el diario Milliyet. En este sentido, las acusaciones que vinculan a Kaplan con el exministro Soylu señalan que el criminal habría recibido protección de las autoridades a cambio de favores financieros.

Al respecto, el ministro del Interior, Ali Yerlikaya, quien confirmó las detenciones, comparó las acciones de los detenidos con las tácticas del movimiento FETO, dirigido por el clérigo Fethullah Gulen, señalado por el Gobierno como instigador del fallido golpe de Estado en 2016.

«En cualquier institución donde haya una estructuración contra nuestro presidente, nuestro Gobierno y nuestros políticos, llegaremos hasta el final, identificaremos esas estructuras y las llevaremos ante la justicia […] Encontraremos y sacaremos a estos criminales de cada agujero donde se escondan», precisó el ministro, subrayando que las autoridades destruirán los «trucos y trampas» de los conspiradores.

El presidente del ultraderechista Partido de Acción Nacionalista (MHP), Devlet Bahceli, también se pronunció sobre el caso. Afirmó que «hay un complot que no se puede pasar por alto, con la suspensión de algunos jefes de Policía», y dijo que el objetivo de los conspiradores son el MHP, el AKP, el partido Alianza Popular y, «en última instancia, Turquía». «Cualquiera que esté protegiendo y sirviendo al complot para difamar nombres honorables mediante testimonios secretos de testigos e intentos de ensombrecer la voluntad de la nación, es un traidor», manifestó durante su intervención en una reunión del grupo parlamentario de su partido. Con RT

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *