jueves, mayo 30, 2024
General

Tras amotinamiento trasladaron 70 internos e incautaron droga y celulares en la Permanente

La difícil situación que se vivió por más de 12 horas el pasado domingo, por el amotinamiento de los internos de la Permanente Central de Policía de Valledupar, las autoridades lograron el diálogo y se procedió al traslado de 70 internos hacia el Comando de la Policía del Cesar y se gestiona el ingreso de otros a las cárceles de la ciudad para que cumplan la condena.

Paralelo a ello, y una vez lograda la calma en el lugar, un continente de la policía con presencia de la Procuraduría, Defensoría del Pueblo, Secretaría de Gobierno y Personería Municipal, se procedió a realizar una requisa en la que se decomisaron teléfonos celulares, droga y otros elementos ocultos entre el techo y colchones.

En su último reporte, la Policía Nacional informó que las acciones obedecen a las denuncias instauradas por la ciudadanía, a través de las diferentes redes sociales y medios de comunicación donde advirtieron que “personal privado de la libertad que se encuentra recluido en la estación de policía la permanente de Valledupar viene delinquiendo”

La Policía Nacional, a través de su capacidad institucional por medio de la unidad de diálogo y mantenimiento del orden (UNDMO); procedió a intervenir las celdas donde permanecen aproximadamente 500 personas cobijadas con medida de aseguramiento por autoridad judicial, actualmente bajo custodia de la Policía Nacional, sin tener hasta la fecha asignación de cupos que permita dirimir el hacinamiento que posee la institución dentro de las diferentes estaciones de policía.

En las labores de registro y control se logró la incautación varios dispositivos móviles (celulares), y estupefacientes ocultos en diferentes compartimientos (colchonetas, libros, radios); los cuales fueron dejados a disposición de autoridad competente.

MÁS DE 10 HORAS DE DIÁLOGO

El comandante de la Policía Metropolitana de Barranquilla, Brigadier General, Jorge Antonio Urquijo Sandoval, informó que varios de los reclusos fueron trasladados hacia otros centros carcelarios, algunos de ellos con heridas leves en sus cuerpos, al parecer, tras agredirse entre ellos mismos.

“Un grupo de personas privada de la libertad se amotinaron de manera arbitraria y generaron un conato de incendio y situación de disturbios que afectó a las personas que viven a los alrededores de este sector”, explicó Urquijo Sandoval

“De la mano con ellos agotamos todos los recursos del diálogo para llegar a un mutuo acuerdo con los reclusos, y así recuperar la tranquilidad de las personas del sector”, indicó Brigadier más adelante.

En el desmán, los presos a través de videos, manifestaron que fueron heridos con objetos contundentes por parte de la fuerza pública que se desplegó en los alrededores de la cárcel para reprimir el motín, sin embargo, el Brigadier General, Jorge Antonio Urquijo Sandoval, aclaró que nunca hubo respuesta agresiva por parte de los uniformados.

“Hubo algunos reclusos heridos en los que presuntamente se agredieron entre ellos mismos. Algunos privados de la libertad fueron rescatados en primera instancia y trasladados hacia otros centros penitenciarios para proteger su integridad. Es de mencionar que los protocolos de seguridad que se desarrollaron para proteger la integridad de los habitantes alrededor de la penitenciaría fue el aislamiento total».

Por su parte el secretario de Gobierno Departamental, Eduardo Esquivel manifestó, que fueron alrededor de 25 los reclusos heridos con arma blanca y objetos contundentes. “ellos de manera insistente manifestaban que no iban a salir, aproximadamente hay unos 25 o 35 lesionados”.

Reiteró el funcionario que los internos realizaron un boquete por donde intentarían escapar de manera masiva. De igual manera, incendiaron algunos colchones y causaron destrozos en la estación, “por fortuna no pasó a mayores y se pudo controlar la situación; ahora debemos trabajar en acabar con el hacinamiento existente en al permanente porque esto no puede seguir sucediendo”.

Algunos habitantes del sector a través de videos publicados en redes sociales, dieron a conocer las horas largas de calvarios que les tocó vivir, además de los daños a sus viviendas, por piedras que arrojaron los presos a los uniformados.

“A mi casa cayeron piedras haciéndonos daños a los techos. Una de las piedras le cayó al lado a un familiar mío que discapacitados. Necesitamos que las autoridades nos den una solución definitiva frente a este caso”, indicó una habitante afectada.

En horas de la tarde la situación fue controlada por la fuerza pública y 70 internos fueron trasladados hasta el Comando de la Policía Nacional en el barrio 12 de Octubre, luego de la jornada de diálogo que se prolongó por varias horas.

PROCURADURÍA ABRIÓ INVESTIGACIÓN

Recientemente la Procuraduría abrió una investigación contra el alcalde de la capital del Cesar, Mello Castro González, luego de evidenciar un hacinamiento del 930 % en la Estación de Policía La Permanente, donde se encontraron 558 PPL pese a que las instalaciones solo tienen cupo para 60 personas.

Además, no cuentan con un lugar adecuado para recibir visitas y los agentes deben prestar sus celulares y planes de datos para que los detenidos puedan conectarse a sus audiencias judiciales.

Entre otras pruebas, el órgano de control solicitó a los mandatarios locales relacionar las medidas adoptadas desde que asumieron el cargo, si se han realizado mesas de trabajo para abordar esa problemática, así como señalar los compromisos adquiridos y el grado de cumplimiento.

Con la apertura de las investigaciones, la Procuraduría busca establecer si en el periodo constitucional de los citados mandatarios se ha dado cumplimiento a las obligaciones legales que tienen esos entes territoriales, específicamente las de crear, dirigir, organizar, administrar, sostener y vigilar las cárceles o centros de detención preventiva, mediante la asignación de recursos, entre otros.

La Personería de Valledupar, en cabeza de Silvio Cuello, presentó una acción de tutela para acelerar el traslado de los privados de la libertad en la Permanente Central de Policía a quienes según la denuncia se les han vulnerado sus derechos por el hacinamiento que padecen.

El Juzgado Sexto Administrativo Oral de Valledupar falló, en primera instancia,  a favor de la Personería Municipal de Valledupar la Acción de Tutela presentada por el representante del Ministerio Público y se ordena a la Dirección Nacional del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario, INPEC, para el mes de agosto del año 2022, en un término de quince (15) días debía actuar administrativamente al traslado de las personas privadas de la libertad en la Permanente Central de Policía hasta un centro carcelario que no tenga hacinamiento.

Además, se ordenó al INPEC que, de manera coordinada, una vez se cumpla con el proceso de reseña y traslado de las Personas Privadas de la Libertad en la Estación de Policía Permanente Central de Valledupar a un sitio en donde se les garantice la prevalencia de los Derechos Fundamentales protegidos o en su defecto a un Centro Carcelario y Penitenciario que no tenga Hacinamiento, suministrar los Alimentos diarios con balance nutricional necesario, asuman y garanticen la Prestación Integral de Servicios Médicos, suministro de Medicamentos e Insumos, así como los traslados para Citas Médicas, Tratamientos y Procedimientos Médicos que requieran estas personas, conforme a las razones expuestas en la parte motiva de la presente providencia”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *