sábado, febrero 24, 2024
Judicial

La violó en una calle cuando estaba borracha: Condenaron a abusador sexual


El Juzgado Primero Penal del Circuito de Duitama, halló penalmente responsable a un hombre natural de esta ciudad de 34 años, por haber abusado de una mujer en plena calle de un sector de Duitama.

En este sentido, el administrador de justicia lo condenó a la pena principal de seis años de cárcel por el punible de acceso carnal violento, al haber sometido mediante la fuerza a una mujer en inmediaciones de un polideportivo y en las horas de la madrugada, en un barrio de la localidad de la provincia del Tundama.

Identificado el abusador

Así pues, el sentenciado que responde al nombre de Rubén Paredes, deberá permanecer durante 72 meses en el centro penitenciario y carcelario de mediana seguridad de esta municipalidad, por el delito de acceso carnal violento.

De acuerdo a la providencia de primera instancia, Paredes, luego de llegar a un preacuerdo con la Fiscalía General de la Nación, aceptó los cargos acusados por el ente investigador, ante el material probatorio aportado por el mismo, siendo el más relevante el testimonio de la víctima, que detalló las circunstancias de tiempo, modo y lugar en que fue accedida en contra su voluntad por el hoy sentenciado, por la administración de justicia de Duitama.

Según las indagaciones

De acuerdo al escrito de acusación de la Fiscalía, Barajas había estado departiendo con la víctima en su propia vivienda, se tomaron unos tragos y aprovechó que la mujer estaba en alto estado de alicoramiento, que la puso en un estado de indefensión y la sacó persuadida de la casa, para accederla y someterla con violencia física, en cercanías del polideportivo de un convulsionada zona residencial de este municipio.

En su momento, el sentenciado fue imputado por el ente acusador ante el juzgado tercero penal municipal con función de control de garantías, que le dictó medida de aseguramiento en centro carcelario.

Una fuente judicial afirmó que “el sujeto acepto su responsabilidad del delito que cometió con dolo y plena conciencia y total conocimiento de lo que estaba haciendo, sin importarle los daños psicológicos y morales que le casó a la indefensa mujer. Es una conducta que es recriminatoria en todo sentido que va en contra vía del marco legal y por eso el procesado asumió las consecuencias de estar privado de la libertad por un tiempo de seis años.

“El incidente de reparación se adelanta para que resarza económicamente los perjuicios ocasionados a la ciudadana que denunció el grave y censurable delito cometido en su contra”, dijo la fuente.

Redacción Extra Boyacá

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *