domingo, mayo 19, 2024
Cara y SelloDestacado

Cara y Sello


 

Grande, grande

 

Según muchos, la baja popularidad con que salió el exgobernador Francisco Ovalle Angarita, de su cargo, obedece a que no entendía de razones,  y hacía las cosas según su parecer. Dicen los que estaban cerca a Franco que se creció como cien veces más que su tamaño, que los asesores estaban de lujo, que solo le hacía caso a la voz de su almohada, y  que por eso, muchas veces logró ‘meter la pata’ hasta el fondo. Cuenta sus más allegados, que para colmo de males, al final de su mandato, “solo se dedicó a contar”, que ni por el despacho se le veía. A contar qué, sería;  cuentos, o los pocos amigos que le quedaron?


Más puestos que un bus

El día de la posesión del gobernador Monsalvo, luego de la ceremonia, mientras los presentes degustaban su copa de champaña, un grupo de personas del común,  hablaba y hablaba, “Es ese tipo que está allá, si ese chiquito inteligente y ‘enchoyao’, esta vez sí que le sonó la flauta con Duque” “Ahh el excandidato al Senado, sí es verdad,  pese a que muchos de los directivos de  su partido no es que lo quieran mucho, se salió con la suya y tiene más puestos que un bus y hasta una fundación”, “Quién, él” “Nooooo todos los que ha logrado meter, en el Sena, Corpocesar, Instituto Colombiano de Bienestar Familia, La Unidad Nacional de Protección, y ahora los que vienen para la UPC” Al que Dios se lo dio, San Pedro se lo bendiga.


Vamos a darnos pacito

Nos contaron, que así le dijo un Representante a un colega suyo, cuando este le sacó en cara lo poco que defendía la región, cuando nos querían dar duro en El Congreso.  Y lo peor para el que pidió que se dieran pacito, es que un cañaguatero que estaba cerca, expresó;“Embua, el hermano no hizo na, solo hablar en ‘jeringoza’, en cambio este, que lo está fregando, el Sala, de haber sido gobernador, les da sopa y seco a los dos. Ajuíciate”.


El carisma de Pimiento

Pese a los sin sabores que le ha tocado pasar a Mauricio Pimiento, es de los pocos politicos de la region que puede cantar como Gustavo Gutíerrez; ‘El que todo la gente me quiera, es un placer que me da la vida, que muchos desearían’. Es increible ver cómo, en cualquier evento donde asiste, la gente se acerca a saludarlo, a darle un abrazo, a conversar con él y hasta a pedirle un ‘empujoncito’ para un trabajo. !Caramba, pa’ Pimiento y su carisma! No pasa de moda y sigue con su cuento.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *